Vídeo: Policía dispara siete veces a un hombre afroamericano y desata protestas en Winsconsin

Wisconsin, EE.UU. – Las protestas estallaron en la ciudad estadounidense de Kenosha, Wisconsin, luego de que la policía le disparara a un hombre afroamericano por la espalda varias veces a corta distancia cuando se subía a un automóvil el domingo por la tarde, según muestra el vídeo del episodio filmado por un teléfono celular.

El hombre, identificado como Jacob Blake por el gobernador de Wisconsin, Tony Evers, fue trasladado en avión al Hospital Froedtert en Milwaukee y se encontraba en estado grave, dijo la policía de Kenosha.

“Jacob Blake recibió varios disparos en la espalda, a plena luz del día, en Kenosha, Wisconsin”, dijo Evers en Twitter.

“Si bien aún no tenemos todos los detalles, lo que sabemos con certeza es que él no es la primera persona de raza negra que ha sido baleada, herida o asesinada sin piedad a manos de individuos de las fuerzas del orden público en nuestro estado o en nuestro país”, agregó. ”Apoyamos a todos aquellos que han exigido y siguen exigiendo justicia, equidad y responsabilidad por las vidas de los negros en nuestro país”.

La policía dijo que el tiroteo ocurrió cuando estaban respondiendo a un incidente doméstico alrededor de las 5:11 p. m.

Un video del incidente filmado con un teléfono celular y subido a las redes sociales muestra a un hombre afroamericano seguido por dos policías con armas en la mano mientras rodea la parte delantera de una camioneta gris.

Cuando abre la puerta y trata de sentarse en el asiento del conductor, uno de los agentes lo toma por la camiseta y parece dispararle repetidamente en la espalda.

Se pudieron escuchar siete disparos en el video, aunque no estaba claro si más de un oficial disparó.

Laquisha Booker, quien es socia de Blake, le dijo a WTMJ-TV, afiliada de NBC en Milwaukee, que ella y los tres hijos de Blake estaban en el asiento trasero de la camioneta cuando la policía le disparó.

“Ese hombre, literalmente, lo agarró por la camisa y miró hacia otro lado mientras le estaba disparando. Con los niños en la parte de atrás gritando”, dijo Booker.

Disturbios y saqueos

El episodio desató violentos disturbios el domingo por la noche. Las publicaciones en las redes sociales mostraron a los vecinos reunidos en las calles y gritando a la policía.

Un hombre confronta a la policía de Kenosha después de que un afroamericano fuera baleado (Mike De Sisti/Milwaukee Journal Sentinel via USA TODAY vía Reuters)

A algunos se les podía escuchar cantando: “¡Sin justicia, no hay paz!” o “No puedo respirar”. Otros arrojaron objetos a los agentes, dañaron vehículos policiales, saquearon tiendas e incendiaron autos estacionados.

Por su parte, los agentes dispararon gases lacrimógenos para dispersar a la multitud

Las autoridades locales declararon el estado de emergencia e impusieron un toque de queda, que comenzó a medianoche y se prolongó hasta las siete de la mañana de este lunes.

Además, el condado de Kenosha informó hoy que el Edificio de Seguridad Pública y los tribunales de la urbe permanecerán cerrados debido a los daños registrados durante las protestas.

Un policía frente al tribunal de Kenosha tras los disturbios (AP/Morry Gash)

“Es un milagro que esté vivo”

El abogado de derechos civiles Benjamin Crump, que ha representado a las familias de Floyd y Taylor y dijo que la familia de Blake lo contrató, dijo que Blake estaba “simplemente tratando de hacer lo correcto interviniendo en un incidente doméstico”.

Crump calificó las acciones de los oficiales de policía como “irresponsables, imprudentes e inhumanas”.

“Todos vimos el horrible video de Jacob Blake recibiendo varios disparos por la espalda por la policía de Kenosha”, dijo Crump en un comunicado. “Lo que es peor, sus tres hijos presenciaron el colapso de su padre después de ser acribillado a balazos… es un milagro que todavía esté vivo”.

El Departamento de Justicia de Wisconsin dijo que estaba investigando el tiroteo, aunque no dio a conocer ningún detalle sobre los agentes involucrados.

“Los agentes han sido puestos en licencia administrativa”, dijo en un comunicado el lunes temprano.

Los registros judiciales en línea indican que los fiscales del condado de Kenosha acusaron a Blake el 6 de julio de agresión sexual en tercer grado, allanamiento de morada y conducta desordenada en relación con el abuso doméstico. Se emitió una orden de arresto contra Blake al día siguiente. Los registros no contienen más detalles y no incluyen un abogado para Blake.

“Declaraciones irresponsables”

El candidato demócrata a la Casa Blanca, Joe Biden, pidió este lunes una “investigación inmediata, completa y transparente” sobre el tiroteo. “Los agentes deben rendir cuentas”, añadió en un comunicado.

En la misma linea del ex vicepresiente, el gobernador demócrata Tony Evers prometió “acciones” frente al tiroteo.

“He dicho todo el tiempo que aunque debemos ofrecer nuestra empatía, igualmente importante es nuestra acción”, dijo. “En los próximos días, exigiremos lo mismo de los funcionarios electos en nuestro estado que no han reconocido el racismo en nuestro estado y nuestro país durante demasiado tiempo“.

Por su parte, Pete Deates, presidente del sindicato policial de Kenosha, calificó la declaración de Evers de “totalmente irresponsable”.

“Como siempre, el video que circula actualmente no captura todas las complejidades de un incidente altamente dinámico”, dijo Deates en un comunicado. “Le pedimos que se abstenga de emitir un juicio hasta que todos los hechos sean conocidos y publicados”.

Asimismo, el líder de la mayoría de la Asamblea Republicana de Wisconsin, Jim Steineke, advirtió al público y a los funcionarios electos contra la “carrera hacia el juicio”, dado que se conocían pocos detalles.

“La frustración y el enojo que sienten muchos en nuestras comunidades deben enfrentarse con empatía, pero no pueden alimentarse más con declaraciones o acciones de los políticos que pueden avivar llamas de violencia”, tuiteó Steineke, quien es blanco y vive a unas 140 millas al norte de Kenosha en Appleton.

Durante más de 100 años, Kenosha fue un centro de fabricación de automóviles, pero ahora se ha transformado, en gran medida, en una comunidad dormitorio para Milwaukee y Chicago.

About Berti

Check Also

El papa lamenta que el consumismo “ha secuestrado la Navidad”

CIUDAD DEL VATICANO.- El papa Francisco lamentó hoy que el consumismo «ha secuestrado la Navidad» …